¿Envejecen los hombres y las mujeres al mismo tiempo?

imagen de marco transparente

¿Envejecemos de la misma manera las mujeres y los hombres? Es una de las curiosidades que más nos planteamos, especialmente a medida que envejecemos. Pero, la respuesta no es tan sencilla. En este artículo te contaremos las diferencias más características en el envejecimiento de los hombres y las mujeres. ¡Empezamos!


Si hacemos caso a los datos demográficos, descubriremos que las mujeres tendemos a ser más longevas. Si observamos los datos ofrecidos por el INE (Instituto Nacional de Estadística), en España la esperanza de vida ha aumentado durante las últimas décadas para ambos los hombres y las mujeres. Más concretamente, la esperanza de vida de los hombres en España en 1999 era de 75,4 años mientras que en 2019 era de 80,9 años. En cuanto a las mujeres, la esperanza de vida era de 82,3 años en 1999 y 86,2 años en 2019. 


Aún así, la diferencia no solo se da en la esperanza de vida, sino también en la manera en la que envejecemos, pues no envejecemos de la misma manera. Cabe destacar que siempre son importantes tanto la genética como los hábitos. La longevidad se compone, por lo tanto, de estos dos principales componentes, estos se distribuyen en un 30% y 70%, respectivamente. Dentro de este 70% de hábitos entran las costumbres de alimentación, el estrés, etc. 


En cuanto al envejecimiento físico, se dice que la piel del hombre resulta más gruesa pues tiene más grasa, así como colágeno. Es por esto que, en comparación, la piel de la mujer se arruga más. Descubre aquí otras razones por las que se acelera el fotoenvejecimiento. 


Es alrededor de los setenta u ochenta años cuando se percibe un debilitamiento generalizado tanto físico (fuerza, equilibrio o resistencia, por ejemplo) como cognitivo. En cuanto a las enfermedades neurodegenerativas, en los hombres predomina principalmente el Párkinson, mientras que en las mujeres prevalece el Alzheimer.


Es por esto que consideramos importante el ejercicio físico antes de la aparición de los primeros síntomas de este debilitamiento. En nuestro blog hemos dedicado un artículo completo a resumir cuatro ejercicios físicos a hacer durante la adultez para ejercitar el equilibrio, el fortalecimiento, la resistencia y la flexibilidad.